BUEY VIEJO - BUEY JOVEN.



¿Cómo podremos ser tratados en nuestro carácter?
¿Cómo podremos ser afirmados para los desafíos que vienen?
¿Cómo será nuestro entrenamiento para hacer con EFECTIVIDAD lo que Dios nos encomiende?

A través de relaciones. Para Dios es algo natural que los más jóvenes se relacionen con personas mayores o con mas recorrido con Dios que hayan pasado por el camino de manera fiel.
Estas relaciones de autoridad no pueden imponerse ni menos ser artificiales como fruto de alguna estrategia.
Son relaciones que Dios ha permitido. 

Hay ocasiones en  que el mas joven quiere mover el carro con su ímpetu, pero con el tiempo aprenderá a caminar “junto a otros”.
Son relaciones espirituales que tienen como fin entregar la antorcha a la generación que hoy se está preparando para los desafíos que vienen.
Sin relaciones de este tipo no hay legado y el diseño de Dios no funciona.
<<Iglesias llenas de individuos es una cosa, Iglesia formada por relaciones otra muy distinta>>.
¿Qué hace tan fuerte y grande el trabajo de dos bueyes de edades diferentes o camino recorrido con Dios?

TIENEN LA MISMA NATURALEZA Y EL MISMO OBJETIVO

Porque...
Llegará el tiempo en que el buey joven lleve a otro más joven.

Mateo 11:28 al 30 Venid a mí todos los que estáis trabajados y cargados, y yo os haré descansar. Llevad mi yugo sobre vosotros, y aprended de mí que soy manso y humilde de corazón; y hallaréis descanso para vuestras almas; porque mi yugo es fácil, y ligera mi carga.
*La mansedumbre se aprende, no se nace siendo manso.

Proverbios 20:29
La gloria de los jóvenes es su fuerza, Y la hermosura de los ancianos es su vejez.

Saludos

Alberto Rojas J.
Publicar un comentario

Entradas más populares de este blog

El Rey David y la Casa de Dios: Un llamado urgente para esta generación.

¡PELIGRO! :: EL AMOR SE ENFRÍA